983 47 11 67 656 83 10 61 info@eloher.com

Masajes Thai

Masajes Thai

Masajes Thai

¿Dónde vas a ir de vacaciones? ¿Te has planteado viajar por Asia este verano o en un futuro próximo? Nosotros lo hicimos, viajamos a Thailandia y como uno de nuestros servicios para mejorar tu bienestar son los masajes queremos mostrarte sus famosos Masajes Thai y nuestra experiencia con ellos en Thailandia.

Estos masajes son un placer para los sentidos  y el cuerpo, permiten deshacerte  de todas las dolenciascontracturas y cansancio después de tantas horas de avión. Su técnica es muy diferente de la que conocemos,  son fuertes  pero cuando sales de uno de estos masajes  tu cuerpo va flotando cosa que parece dificil después de haber recibido una fuerte paliza (aunque  tienen grados de intensidad , suave, medio y fuerte… es increíble e impensable que mujeres tan pequeñas y menudas puedan tener tanta fuerza en sus manos solo ejerciendo una presión). A continuación os detallaré mi experiencia en los distintos lugares en los que tuve el placer de premiarme con un buen masaje thailandes .

 

Chiang Mai

El primer lugar fue  CHIANG MAI. A lo largo de sus calles (sobretodo en las principales) hay miles de lugares para darse masajes , la mayoría que se ven tienen aspecto de dejado, o sacados de otra época , con una sala grande donde hay colocados varios sillones de masaje donde las mujeres thailandesas te realizan masaje de pies y piernas junto con otras 20 personas que no conoces, todo muy aglomerado. Su precio rondaba los 200 bats lo que equivale a unos 6€ aproximadamente por 30minutos. Estos lugares preferí evitarlos… llámame fina pero buscaba algo más acogedor y con un trato más personal y, caminando un poco fui a dar con un sitio precioso de madera en el que apenas había gente (al parecer por su aspecto lujoso, limpio , moderno y de distinción al resto) y su precio eran 400-600 bats la hora es decir entre 10-15€ .

Antes de entrar nos descalzamos y amablemente nos atendió una thailandesa ataviada con su uniforme tipico thai con pareo largo , su pelo perfectamente recogido en un saquito de tela con un lazo , nos invitó a sentarnos y ella  se colocó de forma delicada y lenta  de rodillas, nos sirvió un te frío… (no habíamos reservado cita).

Pindas para Masaje Thai

Pindas para Masaje Thai

A continuación nos enseñó su amplia carta de masajes y nos dio a oler los distintos aromas con los que podríamos recibir un masaje aromático.  Yo decidí darme un masaje thai con pindas calientes (saquitos de lino con hierbas  aromáticas o semillas ). Me acompañaron a una amplia cabina perfectamente decorada en tonos tierra y beige con 2 camillas de madera maciza de unos 80 cm de ancho totalmente rígidas, su ducha y sus cuadros acorde…  mientras caminaba hacia ella me llamó la atención como esta decorado el resto del local siguiendo una perfecta armonia y la cabina perfectamente preparada para recibir mi masaje. Esta vez me lo realizaron mientras yo estaba  en ropa interior desechable, primero me taparon cuidadosamente todo el cuerpo y la pequeña masajista se encaramó en la camilla y comienzó a hacerme fuertes presiones sobre mi cuerpo  encima  la toalla para ir preparando mi cuerpo para el masaje. Comenzó mientras yo estaba colocada boca abajo y una vez acabadas las presiones con sus manos me fue descubriendo zona a zona y comienzando a darme golpes con la pinda caliente  que a su vez iba soltando los aceites aromáticos (de esta manera nos ayuda a soltar todas las contracturas). Cuando acabó su masaje con la pinda se colocó de un lado a otro siempre encima de la camilla y comenzó a estirarme los músculos con sus manos y antebrazos. En ningún momento ella apoyó su cuerpo contra mi , todo se realizó con una delicadeza y un mimo extremo aun siendo un masaje fuerte. Al acabar me esperaban, esta vez con un te caliente y unas golosinas típicas thailandesas, salí encantada del trato recibido y muy relajada.

 

Chiang Rai

El segundo masaje lo recibí en la escuela de CHIANG RAI lugar que nos  recomendó nuestra  guía y, al ir unas cuantas personas del mismo viaje nos salió el mismo precio pero por 2 horas. Nos recibieron muchas chicas thailandesas que estaban aprendiendo y nos metieron en una gran sala  a todos (por supuesto siempre nos descalzamos antes de entrar).  Este lugar estaba un poco más dejado , no era bonito  y estaba divido en box con cortinas desiguales y de distintos colores. Esta vez recibí el masaje en una colchoneta en el suelo (que así es el típico Masaje Thai). A pesar del aspecto de dejadez que tenía el sitio la atención de las mujeres thai fue delicada , hospitalaria y muy amable( contamos que estas chicas no recibieron ni un euro de lo que antes habíamos pagado por ser aprendices..). Comenzaron también  con presiones por el cuerpo para  prepararlo para recibir el masaje , esta vez recibí masaje en todo el cuerpo incluída la cabeza, masaje que consistió  en fuertes presiones con sus manos y antebrazos por cada zona de mi cuerpo sin usar aceite y tocando mi piel directamente , al finalizar cada zona de trabajo  la estiraron con sus pies…  piernas, brazos , espalda , manos ,pies y cuello  hasta el limite que te duelen los músculos , siempre las puedes decir el grado de intensidad. Una vez finalizado el masaje del cuerpo se lavó las manos, me pidió que me incorporara y se colocó detrás de mi con una gran almohada para realizar el masaje de cabeza y cuello y al finalizarlo  estiró mi espalda tanto que casi toco mis pies con los dedos de mi mano… al salir nos esperaban, esta vez con un caldo de verduras caliente .

 

Bangok

El tercer masaje lo recibí en BANGOK. Entre tanta contaminación , atascos , malos olores y miles de sitios de masajes un poco dejados conseguí encontrar otro centro de bellezaza y masaje  moderno y muy bonito  donde pedí cita para un MASAJE ROYAL THAI que es igual que el que habia recibido en la ESCUELA DE CHIANG RAI. Me costó 400 bats, 10 € 1 hora y me dieron una toallita caliente con aroma de jazmín para limpiar mis manos y un vaso de agua para beber, me colocaron unas chanclas de bambú  y a continuación, de rodillas, me lavaron los pies, y me acompañaron a la cabina donde recibí el masaje,  de nuevo con una colchoneta en el suelo donde había colocado un kimono de gran tamaño (como para un luchador de sumo)  que ellas mismas se encargaron de colocármelo y ajustarlo a mi medida. Recibí el masaje de la misma manera que en la escuela con la diferencia de que el lugar era acojedor  y al finalizar me colocaron una toalla caliente en el cuello antes de comenzar los estiramientos de cuello , a la salida nos estaban esperando con un te verde caliente.

 

Esta fue nuestra experiencia con los Masajes Thai en Thailandia, su cuna.

Espero que te haya resultado interesante 😉

¡Si tienes la oportunidad de viajar allí alguna vez te recomiendo la experiencia con sus masajes!

Author Info

Isabel Casquero

No Comments

Post a Comment